Galgos o podencos. Alienacion parental

Derogacion de la Ley feminazi de genero, YA

Por Francisco Ruiz-Jarabo Pelayo, juez de Familia 

getrudisysuhermanitaUnas liebres se encontraban en el campo cuando, de repente, oyeron el estrépito de una jauría de perros que se acercaban. Asustadas, echaron a correr para escapar de la amenaza. Mientras corrían, una de ellas dijo a la otra:
—Estos podencos no conseguirán cogernos si llegamos hasta el río.
—¿Cómo que podencos? —dijo la otra liebre, deteniendo su carrera—. Estos perros que nos persiguen no son podencos, sino galgos.
—Yo sé más que tú de estas cosas —repuso su compañera, frenándose también —Si yo digo que son podencos, es que son podencos.
—Pues creo que te equivocas. He visto muchos galgos, y te aseguro que estos perros, por su forma de ladrar y de correr, son galgos.
—¡Pues te digo que no! ¡Si sabré yo que son podencos!
En esta discusión acalorada estaban cuando los perros —galgos o podencos— se les echaron…

Ver la entrada original 811 palabras más

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Dictadura de género. Guarda el enlace permanente.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s